Si miserable es el que da poco o no da nada los que osan hablar poco y mal están invitados a visionar mi obra “La osadía de los miserables”

Y yo que creí ser no ya un transgresor -que no lo soy- si no un provocador, pero según “my dear friend” después de lo de “cincuenta sombras de grey” hasta las colegialas viajan en el autobús queriéndose morbosa y sensualmente pegar unas a otras.

Pero la opinión la sigo provocando con estas fotos. Y creo que no solamente la opinión.

Mistress Deia con su sumisa Tamara dieron de sí esa tarde. Se prestaron a decenas de fotos de las que he extraído unas cuantas para provocaros la líbido, o la indignación, o el paroxismo…

“La osadía de los miserables”

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies